Rayos UVA

Definición: Los rayos UVA (luz ultravioleta) son un tipo de radiación ultravioleta más intensa que existe a diferencia de los otros tipos de rayos UV: UVB y UVC, según la normativa DIN 5031. Esta radiación electromagnética pasa desapercibida para el ojo humano y puede presentarse de forma natural o artificial (solariums). Por el fenómeno químico de la absorción en la atmósfera, abundan sobre todo los rayos UVA y, en menor medida, los rayos UVB que hacen un recorrido desde el sol hasta la superficie de la tierra. Las formas artificiales de obtener rayos UVA tiene que ver, entre otras, con la aparición de los solariums, cabinas o camas solares y lámparas solares que irradian luz rica en rayos UVA con la finalidad de broncear el cuerpo humano. En concreto, estos rayos son generados por los tubos de baja presión con vapor de mercurio. La sobre-exposición a los efectos bronceadores de las cabinas solares puede repercutir negativamente en la salud. No se debe abusar de los solariums y se han de tomar las precauciones indicadas por el personal: cuidar el pelo, consumir alimentos ricos en betacarótenos para potenciar el bronceado y aplicar cremas hidratantes para después de la sesión (after sun).

rayos uva

rayos uva

Las tendencias actuales en el mundo del bronceado es la adquisición de cabinas o camas solares de uso doméstico con rayos UVA. Muchas personas está optando por comprar sus propias máquinas en lugar de acudir al centro de bronceado más cercano. Una máquina bronceadora de 16 a 24 lámparas solares tiene un precio que ronda los 1400 y 2100 euros, siendo una alternativa económica para los clientes que suelen frecuentar más estos locales o solariums. Esto ha tenido como consecuencia la aparición de un aluvión de tiendas a pie de calle y virtuales que comercializan con máquinas solares que ofrecen soluciones bronceadoras a particulares. La otra moda es el uso creciente de bronceadores en aerosol o spray, bien en combinación con los efectos bronceadores de los rayos UVA o aisladamente, sobre todo, para pieles muy pálidas.

Los beneficios que se vinculan con la exposición a rayos UVA están relacionados con la satisfacción y actividad corporal. Se dice que el proceso de bronceado causa bienestar temporal. Para comprender este poder anímico de los rayos UVA, los cientificos se propusieron investigar si había alguna diferencia significativa entre los niveles de endorfina de las personas expuestas a rayos UVA en las cabinas solares y aquellas que no. Los resultados no sugirieron ninguna alteración en la endorfina, así que la respuesta tiene que estar en otro sitio. Aunque es cierto que el individuo que se broncea en un solarium está menos expuesto a las quemaduras solares que otro que se exponga a la luz solar, no se debe pensar que no hay peligro alguno. El bronceado natural da una protección solar de 2 y 4 (las lociones con protección solar son superiores). Otro beneficio que se menciona normalmente es la producción de vitamina D gracias al bronceado artificial. Para algunas personas que , por sus hábitos de vida o incluso trabajo, es posiblemente la única exposición a los rayos UVA que tienen. Por último, el solarium podría influir positivamente en aquellos con un trastorno afectivo estacional.

Trackback URI

A %d blogueros les gusta esto: